Magazine semanal de cultura emergente: podcast, música, cine, conciertos, festivales y arte

Tierra Misteriosa, en tierras tapatías

En Contexto

Por Liz Esparza y Óscar Álvarez.

La Casa Museo López Portillo ofrecía la atmósfera perfecta: muebles antiguos, de los Siglos XVIII, XIX y principios del XX, finos, mal conservados, pero suntuosos; una exposición temporal, “Travesía de la Mirada”, con parafernalia mexicana de la historia de nuestro país y hasta un toque de erotismo y diversidad se percibía con “Policromía del Deseo, andanzas del fuego”. Tal parecía que el escenario había sido -intencionalmente- preparado para la presentación de la que seríamos partícipes.

Con unos minutos de retraso, el pasado 10 de junio llegó Astrid Hadad a la cita. Ataviada como altar de plata, irrumpió en la conferencia de prensa. Cantó el tema que da nombre a su nuevo disco “Tierra Misteriosa” y, minutos más tarde, durante la conferencia, expresó que eligió hacer un espectáculo sobre la historia mexicana después de observar lo superficial de los festejos del Bicentenario de la Independencia y Centenario de la Revolución.

“Tomo aspectos de la Historia de México, desde mi muy particular punto de vista, y eso me da pretexto para el humor y la crítica social y política”, compartió.

Y aunque hace un viaje histórico en la letra de sus canciones, también incluye una crítica satírica a la actualidad. Parte de este juicio se plasma en sus atuendos. Al cuestionarle sobre el vestido que en ese momento portaba, comentó:

“Todo surgió cuando estaba en España y decidí visitar los altares de plata de Sevilla; y viéndolos pensé que brillaban mucho, pero detrás había mucha sangre”.

La lideresa del “Heavy Nopal” señaló que el arte sirve para hablar de las cosas sin tener que plantarte en medio de ellas y al cuestionamiento que realizó uno de los reporteros sobre la definición de su trabajo afirmó:

“Performance no es. Lo mío es cabaret porque lleva muchos más elementos y hay algo que siempre está presente, la plástica. Algo muy especial. Cada quien se expresa como quiere. Yo quiero crear un mundo más amable y quiero empezar yo, a través de protestar de una forma distinta”.

La cantante de origen libanes confía que el arte puede crear una conciencia fuerte.

DSC01252

Investigadora apasionada de la Historia de México, escribió el espectáculo durante 8 meses. Todo comienza, dice, con la llegada de los aztecas al Valle de México y se remonta hasta la heroína del fututo. De forma sutil, desmitifica personajes y pasajes oficiales y al mismo tiempo narra otras perspectivas para que el público amplié su visión sobre lo qué somos y cómo estamos.

Cabe destacar que es un espectáculo eminentemente feminista, puesto que la interprete busca reivindicar la imagen de distintas mujeres que fueron protagonistas de la historia, pocas veces reconocidas y respetadas como el caso de La Malinche. Aunque aclara que ni la sangre, ni la violencia, ni los políticos forman parte de su show.

“Me parece un absurdo seguir hablando de gente que nada más piensa en ellos. Se habla demasiado de ellos para que yo también lo haga”.

Con ritmos de mambo, rancheras y cumbias Astrid Hadad, en su nuevo material, interpreta temas nuevos como “El Ombligo de la Luna”, “Tierra misteriosa”, “Yo la mala”, “Yo Malinche”; así como sus propias versiones, con nuevas letras, de canciones populares como “La Cucaracha”, “La Llorona”, “La Rielera” y “La Bamba”. Además, incluye entre 12 y 13 vestuarios novedosos y auténticos que son verdaderas obras de arte. Otro incentivo para apreciarla.

Con la premisa “No quedarnos paralizados. Es lo que quiere el gobierno”, Astrid Hadad, quien no dejaba de sorprenderse del calor que sentía durante la conferencia, invitó a todo el público a asistir el próximo 19 de junio, en punto de las 19 horas al Teatro Diana donde presentará su espectáculo como parte de la Feria Internacional de la Música organizada por la Universidad de Guadalajara. El precio de los boletos oscila entre 220 a 495 pesos.

Sin lugar a dudas el trabajo de esta gran artista es altamente recomendable. Astrid Hadad se ha caracterizado por ser sinónimo de calidad, originalidad, siempre comprometida con su público y su arte.

Deja un comentario

Lo más nuevo

Ir a Inicio