Magazine semanal de cultura emergente: podcast, música, cine, conciertos, festivales y arte

Tommy Iommi: El Hombre de Hierro puesto a prueba

En Contexto/Sonidos

Por Armando Renova / Ilustración: red5standingby / Foto: NYCArthur.

Fue hace poco más de dos meses, el cabalístico 11-11-11, que los fans del rock clásico se regocijaban con el anuncio del mítico cuarteto de Birmingham, Reino Unido, Black Sabbath, acerca de una reunión de sus integrantes originales Tony Iommi, Ozzy Osbourne, Geezer Butler y Bill Ward, los cuales estarían por iniciar para este 2012 la grabación de un nuevo álbum después de 33 años de la salida de Ozzy del grupo y una gira mundial que sin duda formaría parte de los grandes eventos para este interesante año.

Sin embargo, enero nos recibió con una delicada noticia que entristece al mundo de la música, y es que Tommy Iommi, guitarrista de la banda británica, dio a conocer  que se le ha diagnosticado cáncer, enfermedad que ya terminó con la vida de otro miembro importante del grupo tras la salida de Ozzy, el cantante Ronnie James Dio, que en 2010 nos dejó, tras haber  concluido su lucha contra esta enfermedad.

Existe muy poca información respecto a la situación de Iommi, el cuál se encuentra en Inglaterra para iniciar su tratamiento, pero tanto la banda como él han dicho que sus planes siguen en pie.  El resto del grupo, que estaba junto con Iommi trabajando en los Estados Unidos en los preparativos del álbum, el cual se se pretende que salga durante la segunda mitad de este año, ya se trasladó a Inglaterra para continuar en esa misma labor mientras el guitarrista recibe su tratamiento.

Tommy Iommi, que el próximo mes de febrero cumplirá 64 años de edad, es considerado por muchos como uno de los creadores del sonido metal y también el mejor guitarrista del género.

Su historia es por demás curiosa, ya que en un accidente laboral a los 17 años, perdió parte de sus dedos de la mano derecha,  fue el detonante de lo que sería el particular sonido de Black Sabbath y además, una breve participación con el grupo de Jethro Tull por ahí de 1968,  fue lo que le enseñó como es que un grupo debe de trabajar para salir del garaje de su casa y triunfar.

Iommi, un zurdo de nacimiento, intentó tocar la guitarra como diestro, pero al no conseguirlo por completo optó por construirse unas prótesis para sus dedos que le permitiera hacer las pisadas.  Lo anterior junto con la decisión de bajar la afinación estándar de la guitarra con la intención de reducir la tensión en las cuerdas para facilitarse un poco el trabajo, fueron parte fundamental para conseguir ese sonido metalero que para entonces resultó innovador y fuente de inspiración para muchos chicos, que a la postre, terminarían por consolidar este nuevo sonido y dar paso a uno de los géneros más populares como lo es el heavy metal y muchos otros.

La carrera de Iommi, ha transcurrido principalmente junto a Black Sabbtah con el cuál grabó 18 discos, entre los cuales destacan Paranoid, producción que incluye tres de sus canciones más conocidas: “Paranoid”, “Iron Man” y “War Pigs” (esto durante la época con Ozzy Osbourne como vocalista) y Heaven and Hell con “Neon Nights”, “Heaven and Hell” y “Die Young” como principales obras (etapa de la banda con Ronnie James Dio).  De igual manera tiene tres discos como solista y otros tres más como Heaven and Hell, grupo con el que se reformó el Black Sabbath de Dio durante la década pasada.

Definitivamente, un excelente músico, con una trayectoria encomiable, y a quien sus fanáticos, seguidores y amigos piden una pronta recuperación, para que todos los planes que tiene con Black Sabbath se lleven a cabo.


Deja un comentario

Lo más nuevo

Ir a Inicio