Magazine semanal de cultura emergente: podcast, música, cine, conciertos, festivales y arte

La realidad supera la ficción

En Contexto/En El Área/Magazine

Por: Milán Beiles (@MBeiles).

A lo largo de nuestras vidas, todos y cada uno de nosotros, apasionados del séptimo arte o no, hemos sido testigos de un sinfín de películas cuyos guiones nos han maravillado, algunos más que otros, contándonos historias en las que nuestra capacidad de asombro va en aumento de las hazañas que nos estuviesen mostrando, convenciéndonos de que única y exclusivamente en esos escenarios de ficción y realidad alterna, seríamos capaces de apreciar tales aventuras tan apasionantes y producto de la imaginación de unos cuántos.

Sin embargo, a medida que pasan los años, que el tiempo va dejando su huella y que la historia se va escribiendo, pareciera que en muchos de los casos, la vida supera, por si misma a la ficción, dejándola desnuda y avergonzada ante los hechos tan reales y certeros que resultaría increíble darse cuenta de todo lo que está pasando.

Michael Jordan, el mítico número 23 de los Chicago Bulls
Michael Jordan, el mítico número 23 de los Chicago Bulls

En el deporte, esto no es una excepción, al contrario, es en el mundo deportivo, donde muchas de las hazañas contadas por los directores en las salas de cine, se ven empequeñecidas por las proezas que los deportistas realizan durante toda su carrera, convirtiéndolos a ellos, en los verdaderos superhéroes, mujeres y hombres invencibles, capaces de contar con la admiración, aprecio e idolatría de millones quiénes sueñan y desean ser como ellos todos los días. Estos “superhéroes” son capaces de todo, son capaces de romper todas las marcas y récords posibles, capaces de vencer al adversario más poderoso, de cargar en sus hombros a toda una docena de personas esperanzadas y que han puesto toda su ilusión en ellos, capaces de liderar a toda una entidad al éxito y lograr lo que ningún otro había conseguido.

Hoy en día, ver a estos súper hombres o mujeres es cada vez más difícil, incluso con la tecnología, la modernidad y la inmediatez de los medios, resulta más que complicado “cazarlos” en medio de una de sus hazañas, salvando el día y siendo la admiración de todos, en cambio, son los más antiguos y sabios de nuestra especie, quiénes han sido los más afortunados de ser testigos de todos aquellos seres grandiosos que se dejaron ver realizando maravillas ante los ojos de todos, y nosotros, los más nuevos en la materia, escuchamos asombrados las anécdotas que tienen para decirnos, imaginándonos tal y cómo en unos cómics, los goles de Pelé, los jonrones de Babe Ruth, las canastas de Michael Jordan, los pases de Joe Montana o las galopadas de Jesse Owens.

El ya retirado jugador de los Yankees, Derek Jeter, uno de los jugadores más valiosos de todos los tiempos
El ya retirado jugador de los Yankees, Derek Jeter, uno de los jugadores más valiosos de todos los tiempos

Es así como, todos los que nos encontramos inmersos en una época en la que el romanticismo escasea y la capacidad de asombro se ha perdido, debemos de detenernos a pensar dos segundos en lo afortunados que somos de ser testigos y valorar todas y cada una de las hazañas de los “súper hombres” que inundan nuestros corazones de felicidad cada que los vemos en acción.

De tal forma, cada que Cristiano Ronaldo meta un gol, cada que Lionel Messi se deshaga de tres futbolistas, cada que Lebron James enceste de manera brutal dos puntos, cada que Serena WilliamsRoger Federer o Rafa Nadal ganen un partido después de un punto fortísimo, cada que Manning y Brady levanten el Super Tazón o cada que Derek Jeter le dé a su equipo la victoria con un batazo de hit, cada que todo eso pase, tenemos que estar listos con cámaras, plumas y con todos nuestros sentidos bien abiertos para poder guardar y enmarcar todas esas hazañas que han hecho y que sin duda, seguirán haciendo, para que así, en un futuro con el cuello bien erguido podremos decir que fuimos testigos de los mejores directores, de los guiones mejor escritos y de los protagonistas más talentosos … los del deporte, en la vida real.

Deja un comentario

Lo más nuevo

Ir a Inicio